Malapascua, un paraíso venido a menos.

Langob Beach
La primera impresión que se tiene al llegar a las isla es un poco caótica y desconcertante pero en cuanto te adaptas un poco a lo que a primera vista parece un enjambre de chabolas verás que es muy sencillo desplazarse por esta minúscula isla de tan solo 2.5 km de extensión.

Malapascua es uno de esos lugares que uno no sabe muy bien si recomendar o no; en los últimos años ha dejado de ser una desconocida y el peso del turismo, predominantemente submarinista, ha irrumpido como una losa capaz de hundir cualquier sueño de progreso. Lo que hasta hace poco era una zona virgen, se encamina a sufrir el mismo desenlace que Boracay, producto del turismo insostenible. Como muestran algunos fatídicos síntomas comunes en todo proceso de “turistificación" descontrolada, nuevos caminos de hormigón sustituyen a los de tierra, algunos niños que empiezan a vender "sus productos", grandes resorts absorben a los alojamientos rústicos, se crean comercios por y para el turista, surgen intermediarios sin modales cuyo único fin es sacarse algún dinero haciendo de puente entre el viajero y su destino final... en definitiva, la búsqueda del tesoro a costa del turista.  Lamentablemente, como suele ocurrir, los beneficios del turismo suelen quedar muy mal repartidos entre la comunidad local. Aún así, todo esto sigue siendo aún muy liviano en esta isla. Si a esto le sumamos que la mayoría de los escasos habitantes con conciencia medioambiental se encuentran más centrados en hacer dinero fácil que en transmitir dichos principios (sirva de ejemplo la gran cantidad de basura vertida sobre el agua y la pérdida masiva del coral) es fácil que dudemos por momentos sobre si nos encontramos en una joya de la naturaleza o en la devastada Haití.


Niños jugando en una pequeña población cercana al faro, llegando a Langob - Malapascua -
Población al norte de la isla
Aún hoy, y a pesar de su pequeño tamaño, hay zonas que permanecen intactas. Y en este momento y en esta isla uno puede decir: "¡ah! esto me recuerda a patatín o patatán hace diez, veinte o cincuenta años..."  Por suerte el cambio solo ha comenzado, para todos aquellos cuyo objetivo no es bucear sino relajarse, aún pueden disfrutar de calas y playas solitarias que, por momentos, hacen olvidar que por aquí también pasó "Yolanda", dejando sin hogar a muchas familias (que hoy en día siguen viviendo en endebles construcciones) y destrozando los cocoteros que otrora ofrecían una imagen paradisíaca. A pesar de todo, el carácter amistoso y alegre de la población no ha cambiado un ápice, ni con las inclemencias naturales ni con la contaminación turística.

Puesta de sol en la playa de Logon

Logon Beach sunset.

QUÉ HACER
La actividad principalen Malapascua es bucear. La mayoría de los viajeros vienen con este fin sin embargo.  Si te va más el snorkel, puedes contratar una alguna ruta en barco por el litoral, tienen precio muy económico (si se negocian directamente con barqueros locales) suelen incluir la comida.

Esta isla también tiene su encanto si únicamente se quiere disfrutar de sus playas. En este caso lo mejor es recorrerla a pie, por completo y decidir donde quedarse en cada momento. A nosotros, las playas que más nos gustaron fueron las ubicadas en la zona norte, justo en el lado de la isla opuesto a la zona de los alojamientos.

Entre otros de los imprescindibles están: disfrutar de las puestas de sol, que son impresionantes. Socializar con la gente local, ya sea tomando algo o conversando. Quedarse embobado mirando como juegan al baloncesto o, ¿por qué no?, jugar un rato.

Kabatangan beach - Malapascua - Camino de la derecha dirección norte

Langob Beach
CÓMO LLEGAR
Sin más remedio tendrás que viajar hasta la isla de Cebú, muy probablemente entrarás por el mismo aeropuerto de Mactán en Cebú City. Aunque también puede llegar a Cebú por mar, bien desde Negros o Bohol. Aquí te contamos como llegar desde Siquijor.
Varios autobuses (con a/c) salen desde la estación norte de Cebú hasta el puerto de Maya cada dos horas, empezando a las 5am. Hacen una parada y tarda unas 4h 30m (160P). Interesa no salir tarde ya que no hay servicio de barcas entre Maya y Malapascua a partir de las 18h.
Mucha frecuencia también de autobuses sin a/c. También hay posibilidad de viajar en furgoneta (probablemente te lo ofrezcan en la misma estación). Para llegar a la estación norte, la mejor opción es en taxi. Tienen buenos precios y suelen ser fiables.  

Una vez en el puerto de Maya hay que subir  un barco para cruzar hasta Malapascua 30' (100P + 20P por maleta grande, dependiendo del barquero). De lo que probablemente no te librarás es de tener que pagar otros 20P + 20P también por maleta para que una pequeña barquita te acerque hasta la barca grande ya que la marea baja que impide que la grande se acerque hasta la orilla. Al llegar a Malapascua, misma jugada.
Una vez en la isla, deja que algún lugareño te acompañe hasta tu alojamiento pues suelen hacerlo y únicamente te van a ofertar algún paseo en barca para hacer snorkel (3 horas / 400P) o las actividades de buceo para la agencia para la que trabajen.
Para aquellos que quieran visitar Bantayan antes o después de Malapascua, en algunos momentos ha habido conexiones directas entre ambas islas, desconozco actualmente si este servicio está activo y el horario.

MOVERSE POR MALAPASCUA
Recorrer la isla de punta a punta no es difícil, hay un camino que sale desde MGR (Malapascua Garden Resort) y pasa por la escuela de primaria y el instituto, siguiendo el camino principal, a mitad de la isla aproximadamente el camino se divide en tres; el de la derecha lleva a un pequeño poblado junto a la playa, desde ahí se puede seguir caminando, atravesando un par de poblados y bañandose en playas donde los lugareños únicamente llegan y salen a pescar. Los otros dos caminos  te llevan a la parte norte de la isla por el este y el oeste, según prefieras. El camino de la izquierda  se encuentra asfaltado y se puede recorrer en moto en todo momento desemboca en el pueblo de Guimbitayan. La tercera opción es el camino del centro, que asciende por la parte derecha de la isla pasando por poblados y calitas donde pueden pasar las horas sin presencia humana alguna. La senda te lleva hasta Bantigue Cove.
Bool Beach
COMER EN MALAPASCUA
Recomendamos la eaterie "Bakhaw Kiwi" situada junto al instituto. Podrás disfrutar de comida casera que preparan a diario para los estudiantes, incluso, si deseas que te reserven algún plato sólo tienes que hablar con los dueños y lo guardarán a la vuelta de tu excursión por las playas. En la misma calle paralela a la playa donde llega el barco (long beach) hay otra eaterie que está bien, no tenía nombre,  frente a un pequeña tienda de comestibles. Muy cerca de ahí, está la panadería y también a escasos metros el kiosko "nice burguer junction"donde puedes comprar comida rápida en buenas condiciones y a buen precio.

0 comentarios:

Publicar un comentario

También puedes escribir directamente a alfonsoaguilas@hotmail.com